×
×
Red Internacional

DERECHO AL AGUA.¿Enfrentar la falta de agua o el pago condicionado de pipas ante la pandemia en Ecatepec?

El agua debe ser imprescindible diariamente en las viviendas, pero cerca de la mitad de la población a nivel nacional no cuenta con ella.

Miércoles 29 de abril de 2020 | 21:58

Al momento de escribir estas líneas, 14 677 personas son confirmadas en el país con el COVID-19. El agua debe ser imprescindible diariamente en las viviendas, pero cerca de la mitad de la población a nivel nacional no cuenta con ella, de modo que las medidas de recomendación, como el aseo o la higiene para evitar su propagación, devienen un absurdo.

Así, no solamente el gobierno Federal ha atentado en contra del pueblo, los gobiernos estatales y municipales son también responsables de exponer la salud de sus habitantes. El riesgo es latente en entidades como el Estado de México, el más poblado del país, que concentra casi 18 millones de personas y de las cuales solo el 42% cuenta con agua diaria. Uno de los municipios más afectados es Ecatepec, donde varias colonias escasean de este servicio desde hace casi 5 años.

En este municipio, las familias han buscado abastecerse de diferentes maneras: comprando agua embotellada o en pipas particulares. Desafortunadamente la economía familiar no siempre lo permite. Los habitantes no encuentran la manera de que sus voces sean escuchadas, muchos años sin ninguna respuesta concreta.

“Y aunque quieras quejarte con papá gobierno, le pides ayuda y te manda al infierno… Solo te van a dar atole con el dedo”. Reclama Molotov en “Hit Me”.

¿Al gobierno municipal los derechos no contabilizados del agua?

El presidente municipal, Fernando Vilchis, del Morena, se ha limitado a pedir a los organismos encargados que “abran la llave”. Para él, el inconveniente se presenta hace tres semanas, cuando la Comisión del Agua del Estado de México (CAEM) y el Organismo de Cuenca de Aguas del Valle de México (OCAVM) disminuyeron espontáneamente el suministro en 19%. Sin embargo, para los vecinos este hecho es más antiguo de lo que el dirigente señala.

“El problema no es de ahorita, esto del agua ya es desde hace, yo creo, 3 años. Hemos ido con el representante de la colonia para ver si puede quejarse con el municipio y pos nada. Lo único que hacen es enviarnos pipas”, indica María N. habitante de la colonia Sagitario 5.

Aunado a esto, los vecinos deben lidiar con el “pipero” por el respectivo pago que él demanda. No es un pago voluntario, es un pago condicionado a 50 pesos por 1000 litros y por cada casa, indican varios testimonios.

“La pipa de SAPASE (Sistema de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento de Ecatepec) pasa una vez a la semana y no siempre le alcanza el agua”, asegura Pedro N. y continúa diciendo: “nos dejan 1000 litros para cada lote. Así que esos 1000 litros, tenemos que repartirlos entre 4 departamentos por una semana, ¡no nos rinde para nada! O sino tenemos que comprar una pipa entre los 4 que nos cuesta $140 cada uno, esto pasa si no te anotas en la lista de la pipa del SAPASE también… Tenemos que pagar aparte el impuesto (sic. Derecho) del agua, por un servicio que no tenemos”.

Es necesario precisar que las personas que han contribuido en los testimonios adquiridos para esta nota han decidido cambiar su nombre y restar en el anonimato por temor a represalias. Otro testimonio anónimo indica que “es un tal Jaime González el que pasa a cobrar, hasta hay una página de Facebook que se llama ’Copaci Sagitario Cinco’ donde aparecen las fotos de los vecinos y el contacto del tal Jaime”.

A pesar de que Guadalupe Aguilar Solache, congresista de la Ciudad de México, indica que esta conducta es equiparable al delito de despojo, establecido también en el artículo 395 del código penal federal, en el ámbito real sabemos que estas cuestiones de derecho no resuelven nada. En Ecatepec reina la famosa “Ley de Herodes”.

Toda esta charlatanería de derecho burgués mira a nuestra sociedad mientras que la realidad palpable de la clase trabajadora es otra. Hacia el 13 de marzo de 2019, la contraloría del municipio no contaba con quejas de este tipo. Se les preguntó a las personas que participaron en los testimonios si ellos estarían dispuestos a hacerlo y ellos respondieron con una negativa por el temor de algún tipo de represalia por parte de las autoridades.

Ante este suceso, es necesario preguntarse: ¿a dónde van a parar estos “Derechos” (como los define el Código Fiscal Federal)? ¿A los bolsillos de choferes, repartidores, representantes de colonia, representantes municipales y presidente municipal?

Con información de SDP Noticias y El Universal

Te puede interesar: La crisis del agua que vivimos en el Valle de México




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias